Los llorones

Publicado el agosto 21, 2013 9:10 am por with 0 comentarios

EmailGoogle+Marcador

Por: Michael Vanegas Rey – Periodista ciudadano

“Tarde por culpa del trancón”, entonces levántese más temprano para que el embotellamiento no lo afecte, cosas tan simples que se podrían solucionar sencillamente; esto tiene una explicación fácil, el colombiano es conformista y perezoso, por ello nunca van a desaparecer sus palabras de desagrado.

La actitud de cada uno de nuestros compatriotas y me incluyo, es de críticos y observadores totales, somos dioses haciéndolo, suelo oír mucho cosas como, “si se corrieran para el centro del bus”,” si dejaran salir primero”, igual cuando ellos están del otro lado son los primeros en generar la inconformidad y ayudar al nacimiento de estas frases que después repiten.

Otra de las cosas que no aguanto, es como solemos llorar por lo que no volverá jamás, en este caso hasta los medios de comunicación se unen agrandando más las cosas. “País de mierda” repiten sin cesar cada año, el mundial del que éramos campeones en el 94, si Uribe aun estuviera en el mandato y así sucesivamente; solemos quedarnos en el pasado, como si no existiera un presente, solo miramos lo malo y no pensamos en una forma en la que podamos ayudar a mejorar eso malo de lo que tanto nos quejamos.

Solo queda decir, que el gran porcentaje de la población en Colombia se queja de todo, el pasado y el presente en el que vive, que no solo es eso, no se ayuda así mismo, involuntariamente genera mal ambiente a su alrededor y piensa constantemente en el pasado, sin avanzar el presente para conseguir un mejor futuro.

Aclaro, con esto no pretendo ofender a nadie, ni mucho menos ser ofensivo o hacer quedar mal a la publicación para la que estoy escribiendo esto, solo pienso algo de algunas personas que van conmigo en el bus, por eso cuando usted diga algo similar o actúe de cierta forma acuérdese de este escrito para que no sea usted uno de esos compatriotas.

Ustedes pensaran que soy otro colombiano inconforme con su país, pero no, amo a esta tierra bastante, simplemente no me gustan algunas cosillas que a la final no aportan nada y nos dañan un poco la estadía en este lugar llamado Colombia. Acá les dejo un par de estadísticas que demuestran que nuestro sistema Transmilenio ayuda más de lo que nosotros creemos; el sistema mueve a 4.011.912.983 de bogotanos al día, es decir, un poco más de la mitad de la población de la ciudad, conecta a 233.628.187 pasajeros intermunicipales de Chía, Zipaquira, y otros municipios cercanos a la capital colombiana, inclusive, sin estar en las cifras oficiales, se le puede sumar los usuarios de Soacha y Sibate que hacen transbordo en la estación Perdomo de la troncal sur (este es un transbordo no controlado oficialmente) en cuanto a las cifras del gobierno se puede decir algo alentador, igual dejo claro que es mi percepción personal, hay uno que otro honesto que de verdad está trabajando y no robando.

 

* Michael Estevens Vanegas Rey es locutor y productor de medios audiovisuales del Colegio Superior de Telecomunicaciones y estudiante de Realización y Producción de Tv en la Fundación Universitaria INPAHU.